loader image

 

El Secretario del Ayuntamiento de Cuernavaca, Carlos de la Rosa Segura, informó que en los próximos días llevarán a cabo la reubicación de 500 fosas ubicadas en la franja del paredón del panteón de La Paz que colinda con la colonia Los Pilares. Esta medida se toma en respuesta a las afectaciones registradas el 22 de septiembre de 2022.

De la Rosa Segura destacó la necesidad de esta reubicación, ya que la Secretaría de Obras Públicas del municipio requiere una franja de 10 metros para realizar trabajos destinados a evitar futuras afectaciones causadas por el desprendimiento de tierra.

El funcionario municipal explicó que, para llevar a cabo la reubicación, se utilizará la parte oriental del panteón, donde se construirán columbarios para albergar los cuerpos que actualmente se encuentran en la franja del paredón.

“Ya hemos identificado 500 cuerpos que serán retirados. Será necesario localizar a los familiares de cada uno de los cadáveres que estaban en esas fosas, incluyendo aquellos que tengan carpetas de investigación”, señaló.

De igual manera, mencionó que, con el objetivo de evitar problemas mayores, se notificará a los familiares de los cuerpos sobre la reubicación. Aquellos que hayan estado enterrados en las fosas por más de siete años serán sometidos a cremación o entregados a sus familias.

El costo de los trabajos asciende a aproximadamente 12 millones de pesos e incluye la realización de trabajos de enfoscado y la colocación de maya de cemento para reforzar el muro.

“Posteriormente, construiremos nichos que permitirán el ingreso de cuatro cadáveres en cada espacio”, agregó.