Al cierre de septiembre, la industria automotriz en México disminuyó el número de ventas de vehículos ligeros con respecto al mes previo y continuó sin cubrir la comercialización que registró antes de la pandemia.

De acuerdo con el Avance de Resultados del Registro Administrativo de la Industria Automotriz de Vehículos Ligeros a septiembre de 2022, la venta de vehículos nuevos cayeron el pasado mes 5.8 por ciento (cinco mil 282 unidades menos), con respecto a agosto, quedando en 85 mil 842 unidades vendidas.

En medio de un moderado crecimiento económico, alta inflación y pesimismo de los consumidores en México, las ventas de vehículos quitaron el pie del acelerador en septiembre, luego de que lo pisó en agosto con un crecimiento de 9.6 por ciento mensual.

En tanto, la comercialización de coches en el país registró un aumento de 11.6 por ciento en septiembre frente al mismo mes del año anterior. El aumento interanual fue más moderado que la que se dio en agosto de 16.5 por ciento, lo que dejó entrever una desaceleración de la demanda.

En los primeros nueve meses del año, la industria automotriz en México comercializó 778 mil 529 unidades, 2.7 por ciento (20 mil 683 vehículos) más que los que se reportaron al cierre de septiembre de 2021.

No obstante, la venta de vehículos ligeros está 18.53 por ciento (177 mil 28 unidades) por debajo del nivel acumulado que reportó en los primeros nueve meses de 2019, mientras con respecto a septiembre de 2020, ya en la pandemia, la comercialización está 17.2 por ciento por arriba.

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) dio a conocer este martes el avance de las ventas al público en el mercado interno, según la información que proviene de 22 empresas afiliadas a la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), Giant Motors Latinoamérica y Autos Orientales Picacho.