loader image

Después de varias semanas de suspensión debido a las lluvias, el operativo conocido como “alcoholímetro” podría regresar este fin de semana en el municipio de Cuernavaca, siempre y cuando las condiciones climáticas lo permitan, confirmó el director de la Policía Vial, Javier Antonio Tencle Santiago, quien recordó que el objetivo de dicho operativo es prevenir accidentes automovilísticos.

Tencle Santiago mencionó: “Si las condiciones climáticas nos lo permiten, este fin de semana vamos a instalar el operativo Conduce sin Alcohol. Se había suspendido para evitar que los vehículos, al ser detenidos, derraparan y causaran un incidente tanto para el conductor como para nuestros agentes”.

El funcionario municipal señaló que antes de la suspensión, cada fin de semana se llegaban a detener hasta 30 unidades cuyos conductores manejaban bajo los efectos del alcohol o alguna sustancia prohibida. Sin embargo, una vez suspendido el operativo, los agentes que patrullaban las calles y avenidas detenían solo de 3 a 4 conductores.

Aunque los accidentes, que alcanzan hasta 40 cada semana, no disminuyeron de manera significativa durante la suspensión del operativo “Conduce sin Alcohol”, el consumo de alcohol ya no es el factor predominante en estos incidentes, ya que en su mayoría están relacionados con otros factores, como el exceso de velocidad.

El programa continuará como antes de la suspensión, se ubicará en avenidas y calles principales o con mayor afluencia de manera “sorpresiva” para realizar pruebas de alcoholemia a los conductores. Aquellos que no pasen las pruebas de alcoholemia serán remitidos al juez cívico y sus vehículos serán llevados al corralón.

Para que tanto el vehículo como el conductor sean liberados, deberán pagar una multa económica que supera los 2 mil pesos en cada caso.