loader image

 

Fabiola Álvarez Velasco, aspirante a la rectoría de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM), se deslindó de los supuestos ataques y denostaciones contra Mario Cortés, líder del Sindicato Independiente de Trabajadores Académicos (SITAUAEM). En una entrevista, Álvarez Velasco aclaró que respeta al gremio y al sindicato y acusó ser víctima de una campaña de difamación.

Esta declaración se produce después de que se divulgara un comunicado del SITAUAEM dirigido al rector de la UAEM, Gustavo Urquiza Beltrán, en el cual se acusaba a Álvarez Velasco de liderar ataques y difamaciones contra el secretario general del sindicato, y se distribuyó copia a varias autoridades del Consejo Universitario.

En entrevista, Álvarez Velasco expresó su sorpresa ante las acusaciones y las negó rotundamente: “me desvinculo y rechazo de manera categórica las lamentables acusaciones en mi contra”, afirmó.

Además, manifestó su respeto por el Sindicato y por Mario Cortés, el secretario general del SITAUAEM: “siempre he mantenido un respeto absoluto por el gremio y por mi sindicato, ya que he sido miembro afiliado durante más de 30 años, y junto al psicólogo Mario Cortés hemos trabajado en pro del beneficio de la universidad.”

La aspirante a la rectoría enfatizó que durante toda su carrera ha actuado con honestidad y coherencia, tanto como miembro del sindicato como durante sus seis años como Secretaria General, período en el cual ha mantenido una relación de respeto y diálogo con los miembros del sindicato, lo que le ha permitido alcanzar acuerdos en beneficio de la UAEM.

Un ejemplo de su integridad es que solicitó una licencia sin sueldo para su cargo como Secretaria General, a fin de participar en el proceso interno para la rectoría.

En este contexto, señaló que durante el proceso interno se ha centrado en presentar su plan de trabajo, y sus argumentos se basan en las opiniones de los universitarios, que son una fuente inagotable de ideas para construir un futuro esperanzador.

Por último, reconoció que está siendo objeto de una campaña de difamación. Además, hizo un llamado al líder sindical para entablar un diálogo en un ambiente de respeto en beneficio de la universidad.